sábado, 27 de febrero de 2010

Terremoto en Chile: cobertura en la radio y la TV

Poco después de producirse el terremoto en Chile, Radio Nederland fue de los primeros medios europeos en informar que muchos países en el Océano Pacífico se encuentraban aún bajo aviso de tsunami. La emisora internacional holandesa se­ñalaba que la alerta continuaba vigente para todos los países a lo largo del centro y del sur de Latinoamérica e incluía también a los que se encuentran al otro lado del Océano, tales como Australia y Nueva Zelanda. RN detallaba además que las autoridades de Hawai se preparaban para una posible evacuación de los residentes en las zonas costeras.

Víctor Sardiñas, geofísico del Centro de Alerta de Tsunamis del Pacífico advirtía de las consecuencias del terremoto en una entrevista concedida a José Zepeda, jefe del Departamento Latinoamericano de Radio Nederland Wereldomroep. Según el especialista, las olas gigantescas perderían en velocidad pero aumentarían en altura. Al mismo tiempo, lanzaba una advertencia a todos los países del Pacífico, América Central y del Sur. Asimismo, pedía a las autoridades de los países de esa región monitorear sistemáticamente la situación y poner en marcha los planes para este tipo de situaciones.

Luego, en la medida en que se han conocido las afectaciones, Radio Nederland ha continuado actualizando las noticias y, a la vez, ha publicado otros informes, entre los cuales, 'Terremoto en Chile: El día después' y '¿Cómo actuar después de un sismo?'.

Escuche aquí la entrevista de José Zepeda, en Radio Nederland:

La labor de la radio chilena y del canal 24 horas de la Televisión Chilena ha sido encomiable. Miles de personas en el exterior han podido mantenerse informadas gracias a los informes de los corresponsales en diferentes puntos de la geograf'ía chilena afectados por el sismo.


Informes desde Santiago
Chile ordenó evacuar algunas partes de la isla de Pascua. Según medios locales, una ola gigantesca afectó gravemente al archipiélago de Juan Fernández de Chile. Asimismo, en algunas partes del país fue declarado el estado de emergencia. Fuentes gubernamentales informaban que el sismo había causado ya más de un centenar de muertos.

El devastador terremoto de 8,8 grados de magnitud en la escala de Richter que sacudió a Chile, derrumbó edificios y puentes en varios lugares del país. El aeropuerto internacional de la capital, Santiago, está cerrado. También se han registrado intensas réplicas del terremoto. La presidenta chilena, Michelle Bachelet llamó a la población a permanecer tranquila y no entrar en pánico. El epicentro del intenso temblor se localizó a más de cien kilómetros al noreste de la ciudad de Concepción.

lunes, 22 de febrero de 2010

Malva Marina, la hija olvidada de Neruda

Radio Nederland ha publicado en su página web InformaRN un video sobre la presentación en Holanda de la novela 'Es tan largo el olvido' (En het vergeten zo lang) de la escritora holandesa Pauline Slot, que tiene como protagonista a la primera mujer del poeta chileno Pablo Neruda, la holando-indonesa Maria Antonia Hagenaar.

El periodista Alejandro Pintamalli señala en su nota que el matrimonio de Neruda y Hagenaar duró dos años y en ese tiempo concibieron una hija, Malva Marina, que nació con hidrocefalia. Neruda se alejó de sus vidas para siempre en 1936, después de la separación.

Pasaron 61 años hasta que en abril del 2004 el chileno radicado en Holanda, Antonio Reynaldos, comunicó al mundo el hallazgo de la tumba de Malva, la única hija del Premio Nobel de literatura.

Maria, su madre, conocida como Maruca Reyes, pasó penurias en Holanda durante la Segunda Guerra Mundial y se vio forzada a contratar los servicios de una familia sustituta para que atienda a su hija.



A los ocho años de edad, Malva falleció y fue sepultada en el antiguo cementerio de Gouda. En la lápida se lee: ¨Aquí yace nuestra querida Malva Marina Reijes, nacida en Madrid el 18 de agosto de 1934. Fallecida el 2 de marzo de 1943¨. Los que la conocieron, aseguran Slot y Reynaldos, dicen que nunca la abandonó la sonrisa.
Lea también: El enigma de Malva Marina, la hija de Neruda (publicado en mayo de 2008). En Voces de Radio Nederland, una entrevista con David Schidlowsky, investigador y profesor de literatura latinoamericana, especialista en Neruda y autor de ‘Las Furias y las Penas', la más completa biografía de Pablo Neruda hasta la fecha.

miércoles, 17 de febrero de 2010

Atrévete a soñar

La más reciente transmisión del programa Voces tuvo lugar desde Ciudad de Guatemala, en el simposio Mujeres 360º, con la participación de cinco mujeres destacadas y reconocidas, que compartieron con la audiencia sus "historias y caminos para ser exitosas".

La organizadora de esta iniciativa es también una gran mujer, la comunicadora Tuti Furlán, reconocida conductora, locutora, actriz y mujer de negocios, y que tiene el empeño de buscar un mejor futuro para su país. Ella dirige la organización ‘Iniciativa T, atrévete a soñar’, dedicada a la creación y operación de iniciativas y proyectos orientados a transmitir contenidos educativos, éticos, prácticos y útiles para diferentes grupos de la sociedad.

'Tuti cuenta a Radio Nederland que el objetivo de esta organización es generar cambios positivos para el presente y el futuro; por lo que sus esfuerzos están enfocados en apoyar y aportar herramientas a la familia como núcleo de la sociedad; y a la mujer como pilar importante de la misma.

El programa Voces incluye entrevistas con Tuti Furlán y las cinco Mujeres 360º:

Norma Cruz: “Tengo la certeza que podemos salir adelante, más fuertes y con más sabiduría”
Mujer valiente, fundadora de la Asociación Sobrevivientes. Reconocida por su trabajo en beneficio de las mujeres víctimas de la violencia y su trabajo en temas de Derechos Humanos.

Carolina Alcázar: “Ser feliz y vivir en paz... depende ti”
Se describe a sí misma como “Una versión diferente de lo que tú eres. Otra mujer más entre miles de millones, pero una que ha decidido ser libre y recuperar todo el poder de su vida…”

Nineth Montenegro: “Es posible si se quiere”
Mujer luchadora reconocida por su honestidad y rectitud en el mundo de la política. Decidió involucrarse desde muy joven en la lucha por la justicia y por la paz de su país, costándole incluso la desaparición de su esposo en aquel entonces. Sin embargo ella decide seguir adelante con su lucha siendo fundadora y activista de varias agrupaciones, entre ellas el Grupo de Apoyo Mutuo, GAM.

Lucy Bonilla: “De todos los Dones que se nos conceden, la sonrisa espontánea que nace del corazón es uno de los mas apreciados”
Mujer carismática, es la séptima hija del gramático académico y filólogo José María Bonilla Ruano, reformador de la letra de nuestro Himno Nacional, lo que la enorgullece y la hace amar profundamente a su Guatemala.

Yara Argueta: “La verdad como norma y la justicia por criterio”

Lideresa nata, joven empresaria, presidenta del Grupo Líder en Pinturas a nivel Centroamericano, Grupo Solid. Ha ocupado cargos directivos tanto dentro del mismo grupo, como en distintas Instituciones y Organizaciones, destacándose siempre por su espíritu trabajador, positivo, proactivo y apasionado.

martes, 9 de febrero de 2010

En Voces, una canción para Haití

El viernes último transmití desde República Dominicana para el programa Voces de Radio Nederland. Continué un tema que he venido tratando desde hace varios años: las relaciones dominico-haitianas.

En la foto: Cruce de la frontera de Dominicana con Haití, en Jimaní.

¿Están República Dominicana y Haití, más cerca tras la catástrofe del terremoto? Si bien, desde afuera, Dominicana históricamente ha sido muy criticada por el trato hacia los habitantes del país vecino, la comunidad internacional ha sido testigo ahora de las muestras de solidaridad del pueblo dominicano después de la catástrofe.

Pulse aquí para escuchar el programa

Vergonzosa declaración
La idea de retomar en Voces el tema de las relaciones dominico-haitianas, surgió después que viéramos y escucháramos seis días después del terremoto la vergonzosa declaración de una funcionaria de migración dominicana en la frontera, quien textualmente dijo a Televisión Española: “No podemos dejar pasar a esta gente sin pasaporte, sin visa, sin permiso. Ellos lo que tienen que ir es a rescatar a sus haitianos, a sus muertos, que los recojan”.

Era evidente que lo expresado por la funcionaria distaba mucho del verdadero sentir de los dominicanos. Voces de Radio Nederland, como programa especializado en los temas multiculturales y de convivencia, salió a las calles de Santo Domingo a recoger varias opiniones sobre la dimensión exacta de esta problemática.

Foto: Oficina de Migración de República Dominicana en el cruce fronterizo de Jimaní, al sur de la isla.

En el programa intervienen, en este orden, Chandrai Estévez, del equipo de coordinación de emergencia del Movimiento de Mujeres Dominico haitianas; el padre Antonio Lluberes, de Fe y Alegría, el Movimiento de Educación Popular Integral y Promoción Social de República Dominicana, y Rita Ceballos, coordinadora general del Centro Cultural Poveda de Santo Domingo.

Canción por Haití
“Si no lo hago yo hoy por ti, quién lo va hacer”. Rita se identifica mucho con esta canción que escribieron varias artistas dominicanos en relación con el sismo en Haití. Dice que “es una manera de decir, bueno Haití, hoy estamos también contigo. Y si mi corazón no late por ti, por quién va a latir. Es el reconocernos también”.

En Voces reproducimos esta canción con letra de Enrique Feliz, arreglo musical de Rafael Santana. Cantantes invitados: Grupo 95 Norte, Dhariana, Alicia Baroni, Enrique feliz, Anahai, Noe Reyes, Francis Franco & el Dúo Anthony y Jesús.

sábado, 6 de febrero de 2010

Haciendo radio en Haití

Michèle es una de las cientos de miles de personas que tiene por techo una frágil lona cuando se cumplen hoy 25 días del devastador terremoto.Mientras su hija pequeña lava la ropa en un recipiente plástico a la entrada de la tienda de campaña, ella cocina adentro, en una hornillita de carbón. Quiere dar comida caliente a sus hijos.

Contiguo a la improvisada casita de tela, Joseph intenta fijar mejor en el suelo una de las estacas que mantiene en pie su albergue temporal. El viento amenaza con tirar abajo la casita que ha levantado en uno de los campos de refugiados de Puerto Príncipe, instalado en un escampado frente al Hospital de la Paz. La cara de este hombre lo dice todo. Se siente impotente, abandonado.

Lo que sigue es el artículo que publiqué hoy en la página web de Radio Nederland 'Antes de que sea tarde pora Haití'

Mala gestión de la ONU
Es inexplicable que la misión de la ONU no haya priorizado el apoyo internacional para la instalación de las 200 mil tiendas de campaña más duraderas, que serían necesarias para alojar a los dos millones de haitianos que como Michèle y Joseph duermen casi a la intemperie. Las instaladas hasta ahora son, en su mayoría, endebles y no resistirán las lluvias de la próxima temporada y mucho menos los huracanes.

La inseguridad, los problemas para distribuir la ayuda y fragilidad de los campamentos improvisados son algunos de los problemas constados por Radio Nederland en Puerto Príncipe. A veinticinco días del terremoto es lamentable que Naciones Unidas no haya buscado una solución más atinada para los sin techo.

A esto, y a las dificultades en el reparto de ayuda a la población, se suma la falta de coordinación de los organismos internacionales en materia de asistencia humanitaria. Esta semana, el guatemalteco Edmond Mulet, jefe de la misión de la ONU en Haití (MINUSTAH), criticó a la comunidad internacional y llamó a cambiar su forma de trabajar en este país caribeño. Pero, por qué esperar tantos días para corregir lo que nació torcido.

Falta de esfuerzo común
¿Cómo es posible que con la experiencia acumulada por la ONU en desastres de esta naturaleza, no tenga suficiente control sobre la situación haitiana? A juzgar por lo constatado por InformaRN en Puerto Príncipe, el mecanismo de coordinación de la ayuda se le escapa de las manos a Naciones Unidas. Muchas organizaciones no gubernamentales actúan por su cuenta y no quieren vincularse al esfuerzo común que reclama la ONU. Entre otras razones porque lo consideran ineficiente.

Quizás porque el organismo internacional no ha estado a la altura de los acontecimientos, algunas agencias de cooperación, embajadas y grupos religiosos canalizan directamente la ayuda bilateral en medio del caos.

En la capital alcanzamos a recoger varias impresiones de los refugiados quienes mostraron su disgusto y frustración por la manera en que se distribuye la ayuda. Y aquí hemos sido testigos también de uno de los esfuerzos para hacer llegar los alimentos a la población. El domingo pasado coincidimos con la puesta en marcha de un programa para repartir 10.000 toneladas de arroz, con el que se pretende llegar a las familias con situación más crítica. Pero esto insuficiente.

Lento despertar de los haitianos
Cuando va a cumplirse casi un mes de la catástrofe, los haitianos están aún en shock, y viven un letargo que les impide despertar la conciencia y asumir sus responsabilidades. Por suerte, parece que la colaboración ciudadana comienza a activarse. Gracias al mismo pueblo, los cascos azules han detenido a más de un centenar de reclusos fugados de las cárceles. Sencillamente no aceptan el regreso de estos maleantes.

La realidad actual es espantosa y mantiene aún a miles de heridos y refugiados y más de un millón de personas sin abrigo; lo que explica que haya poco ánimo para enfrentar los problemas. Pero son precisamente estos mecanismos espontáneos de solidaridad los que podrían desempeñar un importante rol en el proceso de reconstrucción del país.

Reconstrucción del tejido social
A la par de ese lento despertar, organizaciones y plataformas haitianas comienzan a manifestar y sugerir las estrategias que deben ser utilizadas para la reconstrucción de Haití. Y es en este aspecto que los trabajos en el país deben apuntar hacia una reconstrucción colectiva, democrática, con participación popular. Como nos decía esta semana la activista dominicana Rita Ceballos, “el desafío está en que el tejido social que tenemos que ayudar a reconstruir en Haití lo tienen que reconstruir los haitianos con la colaboración nuestra, pero siendo ellos los protagonistas, porque es su país”.

Muchos son los retos que los haitianos tienen por delante, entre los cuales los problemas de seguridad que implica el reacomodo de la población, como es el caso del éxodo de más de medio millón de personas que han dejado la capital para dirigirse a pueblos cercanos. A esos lugares tendrán que dedicar especial atención los organismos encargados de la ayuda.

Respetar la dignidad
Hasta el momento, las ayudas han sido necesarias e indispensables, pero no siempre ese auxilio ha respetado la dignidad y la soberanía del pueblo haitiano. De ahí que estas organizaciones locales sean partidarias de una ayuda humanitaria respetuosa de su cultura y de su ambiente, pero sobre todo que no destruya las construcciones de economía solidaria elaboradas desde hace varios años por las organizaciones de base.

No cabe duda de que las dimensiones de lo aquí sucedido, necesariamente conllevan para la comunidad internacional un compromiso más serio, permanente y a largo plazo. La ayuda no acaba en esta etapa posterior al terremoto. Hay todo un pueblo esperando que lo prometido desde afuera se convierta en realidad antes de que sea tarde.

jueves, 4 de febrero de 2010

Haití a través de mis ojos

Haití duele. Duele al ver las imágenes en la televisión. Pero duele mucho más cuando estoy aquí, recorro sus calles, hablo con su gente, escucho sus lamentos. La dimensión del terremoto es mucho mayor que lo imaginado sentado frente al televisor. Camino por Puerto Princípe y soy testigo de una incipiente recuperación.

La vida continúa y a la gente no le queda otra que asumir el doloroso momento tras la catástrofe. Grabo impresiones de los damnificados y de los cooperantes y tomo fotos para la página web de Radio Nederland. Quiero que los oyentes y lectores vean a Hatí a través de mis ojos.

A continuación el artículo publicado en informarn.nl

Fe y esperanza van de la mano en Haití
Puerto Príncipe recobra algunas de sus rutinas, pero no normalidad. Sus habitantes andan de un lado para otro desafiando las huellas de la muerte pero con la mirada puesta en un futuro que no parece claro.

Comienza a ser visible cierto progreso desde que el fuerte terremoto devastara al país hace tres semanas. Ya no reina el caos de los primeros días, pero el panorama sigue siendo el mismo, y la gente sospecha que les espera una difícil y larga recuperación.

Progresos
Las “camionas”, que son la base del transporte público, circulan atestadas por las principales arterias de una ciudad donde, a pesar de todo, sus habitantes muestran disciplina y respeto. Al menos es la impresión que me queda al recorrer el centro y algunos campamentos de refugiados.

Puede que aún se registren actos violentos de manera aislada, pero en la capital haitiana la policía local ya patrulla las calles, la mayoría de los negocios han reabierto sus puertas, la red de teléfonos celulares funciona y las escuelas de las áreas no afectadas retoman las clases este lunes. Unido a tanta desgracia queda aún la sonrisa de los niños, a pesar de que algunos lleven consigo para siempre el horror de esos minutos en que casi todo se derrumbó.

El regreso a sus casas
En medio de tanto caos, muchos se han atrevido a regresar a sus casas. Son los que tuvieron suerte de haberlas construido con materiales más resistentes y cimientos mejores. Quizás ahí radique la explicación de por qué algunas permanecen intactas y otras totalmente derrumbadas.

Otros permanecen a la intemperie en improvisadas chabolas de cartón, tela y lona. Viven como pueden.

Angelus Bonmi es uno de esos miles de haitianos que no tiene techo. Dice que su casa quedó totalmente destruida y que su abuela murió aplastada por el desplome del techo. Duerme en una de las casas de campaña instaladas en el área de parqueo del Hospital Universitario de la Paz. Le han sugerido emigrar al campo, pero cree que en la ciudad es más útil. Aunque su español no es perfecto, quiere cooperar con el personal paramédico extranjero, sirviéndole de intérprete.

En el interior de ese centro hospitalario prestan sus servicios varios de los cooperantes de México, Cuba y Colombia, haciendo todo cuando pueden para salvar a los pacientes ingresados en el área de politraumatizados. Afuera se agrupan decenas de personas que ya han recibido el acta médica pero que no tienen a dónde ir.

La Cruz Roja colombiana
El colombiano Juan Pablo Ovalle, trabajador de la Cruz Roja Colombiana, llegó hace 15 días a ese centro médico. Cuenta que ha logrado integrarse a los demás galenos de otros países. El organismo colombiano montó allí una unidad móvil de salud. Ovalle cuenta a Radio Nederland que han trabajado en el control del agua y saneamiento, administración de medicamentos y apoyo psicosocial. Ha sido difícil, pero han logrado restablecer el funcionamiento del hospital de forma óptima.

Escuche la entrevista a Juan Pablo Ovalle, de la Cruz Roja Colombiana

Juan Pablo Ovalle está consciente de que lo peor puede estar por llegar con la cercanía de la época de lluvias o la temporada ciclónica. Por eso la Cruz Roja que él representa se prepara para dirigirse a comunidades y campamentos en el interior del país, para brindar atención médica primaria de salud, con apoyo en educación, promoción y prevención de enfermedades.

Aunque las prioridades son ahora otras, como entregar agua y alimentos en los campamentos de refugiados, todavía hay quienes siguen buscando a sus muertos entre los escombros. Las autoridades y cooperantes han rescatado decenas de miles de cuerpos y ya no hay muertos en las calles.

Las mejores galas
Quizás un síntoma de que la vida vuelve lentamente a la normalidad sea ver este domingo en Puerto Príncipe y la periferia, a miles de haitianos que vestían sus mejores galas. Las mujeres iban muy elegantes. Los hombres de cuello y corbata. Acudían a las iglesias que aún están en pie o a improvisados centros religiosos.

Muchos de esos fieles dan gracias a Dios por estar vivos. La fe es la única arma que por ahora les permite pensar que el futuro no tiene por qué ser incierto.

lunes, 1 de febrero de 2010

Radio Nederland dona una emisora a Haití

Radio Nederland Wereldomroep ha enviado a Haití los equipos necesarios para montar una mini-emisora de radio que ayudará a restablecer el servicio de información en el país tras el paso del devastador terremoto.

Como se ha informado, muchas estaciones de radio se derrumbaron y el personal de las mismas murió tras el seísmo.

El donativo de la emisora internacional de Holanda incluye un transmisor de FM, mezcladora, micrófonos, reproductor de CD y ordenador portátil. Radio Nederland recibió una petición de la Commonwealth Broadcasting Organization para ayudar a Haití.

Lea a continuación el artículo de Radio Nederland Una “Radio en la Caja” para Haití.

“Esta es una pequeña estación de radio en una caja de plástico, completa con transmisor de frecuencia modulada, una mesa de control, micrófonos, un reproductor de CD y un computador portátil.” Marc Brouwer, coordinador técnico de Radio Nederland Wereldomroep (RNW) nos muestra una especia de caja con un volumen de menos de un metro cúbico. Muchos botones y enchufes de entrada y salida. Debe darse prisa ya que sus colegas ya están preparados para transportar el aparato a Haití.

Rápidamente Brouwer nos explica lo que el aparato es capaz de hacer. “Con esto se puede iniciar el envío de las primeras informaciones a las estaciones de radio. Puedes hacer grabaciones y montar reportajes. Todo lo que falta lo ponemos nosotros, y después se puede comenzar a emitir en la frecuencia que quieras.”

Periodismo de ayuda de emergencia
Se trata de que sean periodistas haitianos los que trabajen con el aparato. RNW envía las dos cajas no por su propia decisión. La radio recibió una petición al respecto de la Commonwealth Broadcasting Association. La organización está en estrecho contacto con sus afiliados en la región. En la petición consta lo siguiente:
“Creemos que la magnitud excepcional del reciente desastre amerita una especial consideración y ayuda.”

El redactor jefe de Radio Nederland Wereldomroep, Rik Rensen, es de la misma opinión. La cuestión es si Radio Nederland –fundamentalmente una organización periodística- debe o no prestar ayuda de emergencia. En ese sentido Rensen es cauto pero considera que Haití es una excepción.
“En primera instancia estamos naturalmente para cubrir la información acerca de estas regiones. Pero en estos casos excepcionales, donde realmente se trata de un caso de emergencia, es importante que proporcionemos también ayuda material.”

De vida o muerte
El terremoto en Padang, Indonesia, en septiembre del año pasado, también fue un caso excepcional. RNW envió entonces una radio similar a Sumatra y la experiencia fue positiva. El coordinador técnico Marc Brouwer: “Realmente funciona bien. El aparato es pequeño y compacto. Puedes enviarlo en cualquier avión que vuele a la zona. Eres absolutamente autosuficiente.”
Rensen agrega: “En una situación de crisis la comunicación es esencial para la población. Aunque sólo sea para ubicarse mutuamente, para encontrar seres queridos vivos o, en el caso más trágico, muertos.”

Se trata, por otra parte, que los transmisores regresen en su momento a Holanda. La “Radio en la Caja” es un préstamo y no un regalo ya que esto lo prohíbe la Ley de Medios holandesa.

Serie radiodocumental sobre la Virgen de la Caridad del Cobre

En esta serie que produje para Radio Nederland, me asomo a la Cuba religiosa que encontró el Papa Benedicto XVI cuando visitó la isla del 26 al 28 de marzo de 2012.

Las entrevistas en audio y video confirman que, catorce años después de la primera visita de un Santo Padre a la isla, la Iglesia Católica ha conquistado el corazón de muchos cubanos con las recientes demostraciones de fervor y amor a la Virgen de la Caridad del Cobre durante la peregrinación nacional por los 400 años de su aparición en la bahía de Nipe.



Ariguanabo: La radio donde me inicié


Ariguanabo, la emisora donde inicié mi cabalgata en el arte de hacer radio, en San Antonio de los Baños, La Habana, Cuba, cumplió este 8 de octubre 41 años.

El colectivo actual es digno heredero de quienes el 8 de octubre de 1971 iniciaron el camino del
éter sonoro de Radio Ariguanabo, cuya identificación en los 920 kilociclos de la Amplitud Modulada era la melodía 'Niña Carita de Ángel de Juan Almeida, interpretada como instrumental por la Orquesta del ICRT. Leer más...